Los síntomas más comunes de la gastritis son una sensación ardiente en la boca del estómago que puede llegar hasta el pecho, acidez, náuseas, vómitos, indigestión y pérdida de apetito. La gastritis es una inflamación de la mucosa gástrica, y si empeora, puede causar úlceras hemorrágicas.

Un estudio realizado por investigadores argentinos y alemanes abre el camino para el desarrollo de un tratamiento natural para prevenir o tratar la gastritis. Según los investigadores del Centro de Referencia para Lactobacilos (CERELA) de Tucumán, la clave podría estar en el probiótico Streptococcus thermophilus CRL1190. Esa cepa podría anular o limitar el rol patógeno del microorganismo que causa esa enfermedad (Helicobacter pylori).

“En un modelo de inflamación inducido usando células humanas de estómago incubadas con Helicobacter pylori, nuestro probiótico disminuyó el estado de inflamación y mostró capacidad de competir contra la bacteria patógena”, dijo la Dra. Graciela Font de Valdez, investigadora Superior del CONICET en el CERELA.

Probióticos en vez de omeprazol

Esta invesigación comenzó con análisis en ratones con gastritis. Los que fueron alimentados con leche fermentada rica en Streptococcus thermophilus CRL1190, tenían una disminución en el estado inflamatorio de la mucosa gástrica, de manera similar a los que recibían omeprazol. La diferencia es que, a la larga, el omeprazol tiene efectos secundarios y el probiótico no.

El próximo objetivo de los investigadores es desarrollar “bio-formulados” que puedan ser administrados en forma de suplemento o como snack frutal o de base láctea (yogur o leche fermentada), ya que estos productos no presentan contraindicaciones y pueden servir tanto para prevenir como para tratar la gastritis.

Los investigadores señalaron que “Además, tenemos estudios con el probiótico CRL 1190 combinado con extractos de plantas medicinales del noroeste argentino, lo que abre perspectivas muy interesantes en fitomedicina.”

Los probóticos están resultando ser una buena opción para tratar diversos padecimientos, en especial, los relacionados con procesos de inflamación. Por otro lado, estos microorganismos, traen beneficios a la salud humana porque ayudan a mantener una buena respuesta del sistema inmune.

Referencia:

Dejar un comentario