El plátano es una fruta rica en potasio y es la base de la agricultura de algunos países, como Uganda. Cuando un país basa gran parte de sus cultivos en una sola especie, es probable que esta sea también un elemento principal en la dieta.

Imagínate que el plátano, además de ser rico en potasio, tuviera una buena cantidad de vitamina A. Esto serviría para resolver deficiencias de esta vitamina en poblaciones en las que la mayor parte de la alimentación depende de esa fruta.

La deficiencia de vitamina A puede causar deterioro en la vista y, si se presenta en edades entre los 3 y 5 años, puede derivar en ceguera. Con esta preocupación en mente, investigadores de la Universidad de Tecnología de Queensland, en Australia, buscaron la forma de adicionar la vitamina al plátano.

Buenas mezclas

Lo que hicieron estos científicos fue analizar dos variedades de plátano: la que ya se plantaba en Uganda y otra de Nueva Guinea. Esta última tiene un alto contenido de provitamina A. La provitamina es un compuesto que, cuando se metaboliza en nuestro cuerpo, se convierte en vitamina.

El plátano de Nueva Guinea tiene la desventaja de que da pocos frutos, mientras que el de Uganda es más abundante pero no tiene provitamina A. Combinar las dos especies de plátano sería genial. Y, ¿qué crees? ¡Los científicos lo logaron!

Gracias a la ingeniería genética, ahora tenemos un tipo de plátano rico en provitamina A y abundante en la cantidad de frutos que da. El plátano tiene un color más amarillo tendiendo a dorado, precisamente por el contenido de provitamina A. Esto representa una enorme ventaja en el combate de la deficiencia de vitamina A y contra la ceguera infantil que causa.

¿Pro o contra?

Los organismos genéticamente modificados han causado polémica en la opinión de la gente desde hace más de dos décadas. Pero, antes de ponernos en contra o a favor, hay algunos hechos que es importante tener en cuenta:

  • Los organismos genéticamente modificados tienen mucho más tiempo entre nosotros del que imaginamos
  • No se han confirmado científicamente daños ni consecuencias negativas para la salud a raíz de su uso. Tampoco en la agricultura
  • Son una opción para resolver problemas graves de salud pública

Antes de tomar un bando, es importante considerar muchos aspectos diferentes. Por ejemplo, ¿qué beneficios traerá una tecnología en alimentos de este tipo y qué riesgos?, ¿qué dice la ciencia más actual al respecto? Los organismos modificados genéticamente pueden ser una alternativa nutritiva que ayude a millones de personas en el mundo. ¿Les damos una oportunidad?

 

Fuentes:

http://www.ift.org/Food-Technology/Daily-News/2017/July/07/australian-researchers-develop-golden-bananas-high-in-provitamin-a.aspx

http://onlinelibrary.wiley.com/doi/10.1111/pbi.12650/full

Dejar un comentario