La rúgula es una planta que se usa en ensaladas y sus compuestos podrían prevenir el cáncer de colon.

Ensayos realizados in vitro en células de colon con cáncer mostraron que los compuestos de la rúgula y del canónigo pueden tener un efecto preventivo de la enfermedad.

La investigación se realizó en la Universidad de Almería, España, y se enfoca en el análisis de los fitoquímicos de la rúgula, es decir, en sus compuestos químicos bioactivos.

Un fitoquímico es una sustancia que se encuentra en los alimentos de origen vegetal, biológicamente activa y que no es un nutrimento esencial, pero tiene efectos positivos en la salud.

En estudios anteriores había indicios de los efectos beneficiosos de la rúcula y el canónigo en enfermedades cardiovasculares, diabetes y algún tipo de cáncer. Sin embargo, no se habían determinado en profundidad los compuestos específicos responsables de esta acción. Este estudio es el primer análisis que precisa la composición en ácidos grasos, compuestos fénólicos, carotenoides, esteroles y glucosinolatos de la rúgula y el canónigo.

Contra las células cancerígenas

Los investigadores dicen: “Tras un amplio número de ensayos, hemos comprobado que se produce una inhibición del crecimiento y daños en las membranas de las células cancerígenas. También hemos cultivado células de colon normales, las cuales no se ven afectadas por tales extractos en las concentraciones evaluadas. En suma, los fitoquímicos de estas plantas actúan selectivamente contra las células de cáncer de colon pero no contra las células de colon normales”, explica el Dr. José Luis Guil Guerrero, catedrático de Tecnología de Alimentos de la Universidad de Almería.

Los resultados de toxicidad frente a las células cancerígenas, detectados en ambos extractos de plantas, se relacionan con distintos compuestos fitoquímicos. El estudio revela que los extractos de la rúcula inducen daños en las células cancerosas, que las conducen a la muerte a bajas concentraciones. Por su parte, los compuestos del canónigo inducen una reducción del número de células tumorales, aunque en menor grado a como lo hacen los extractos de rúcula.

Función antitumores

Tras los ensayos realizados, los investigadores han puesto de manifiesto las características funcionales y antitumorales de estos dos vegetales con creciente interés gastronómico, en torno a los cuales existía un amplio desconocimiento. Ahora, podrán ser aprovechados mejor para lograr efectos positivos en la salud.

Referencias:

Dejar un comentario