Hablemos Claro

Enfermedad celiaca, Parte I: Diagnóstico

Dra. María del Pilar Milke García
Dirección de Nutrición
Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición "Salvador Zubirán"

La enfermedad celiaca (EC) es de origen inmunológico y quien la padece es muy susceptible a cantidades mínimas de gluten, aunque no es una alergia como tal. Esta enfermedad se manifiesta cuando la persona se expone al gluten, proteína que se encuentra en cereales específicos como el trigo, la cebada y el centeno. El gluten es una proteína que le da la estructura al pan mediante la retención de gas, y de la que depende la suavidad del pan.

El gluten se compone de dos fracciones de proteína, de las cuales la gliadina es la más inmunogénica, es decir, que provoca una reacción del sistema inmune. El proceso por el que el trigo desencadena esta respuesta ocurre en el intestino delgado e involucra:

  1. Digestión parcial de las proteínas del gluten (alto contenido de prolina y glutamina).
  2. Aumento en la producción de zonulina, una proteína que “abre” las uniones estrechas entre las células epiteliales del intestino delgado, aumentando su permeabilidad.
  3. Translocación o paso de los péptidos al interior de las células intestinales.
  4. Transformación de estos residuos peptídicos en glutamato, por la transglutaminasa tisular.
  5. Unión de estos nuevos residuos con las moléculas HLA DQ2 o DQ8 de las células presentadoras de antígenos, lo que desencadena una reacción inflamatoria y la producción de anticuerpos antigliadina y antitransglutaminasa tisular.

El primer órgano que se ve afectado por la intolerancia al gluten es el intestino, y al poco tiempo de haberlo consumido, el paciente celiaco presenta diarrea, distensión y dolor abdominal. El cuadro clínico, sin embargo, es variable y se acompaña de otras afecciones inmunológicas y de otros tipos que alteran diversos órganos (piel, articulaciones, etc.), e incluso se pueden presentar manifestaciones “atípicas”. Por ejemplo, la dermatitis herpetiforme no es común en celiacos pero puede ayudar a sospechar la presencia de esta enfermedad.

Si un paciente celiaco continíua consumiendo gluten también presentará anemia y osteoporosis por la malabsorción de hierro, vitamina B12 y calcio, así como bajo peso en niños y adultos, y talla baja en niños, debido a malabsorción de nutrimentos. En casos raros, puede ser un factor de riesgo de linfoma intestinal.

La enfermedad celiaca tiene un importante componente genético (ligado a antecedentes raciales) pero es necesaria la presencia de gluten para desencadenarla.

El diagnóstico de este padecimiento inicia cuando el cuadro clínico hace que se “levante” sospecha, y una vez que el médico descartó otras causas que podrían explicar la malabsorción, la diarrea y la distensión abdominal. Identificar la enfermedad celiaca puede tomar varios meses o años, debido al desconocimiento general de este padecimiento, por lo que se requiere una acuciosidad y precisión clínicas.

Es por ello que su diagnóstico es más común entre gastroenterólogos experimentados que han sido concientizados sobre la posibilidad de esta enfermedad. Para ello, es necesaria la debida interpretación de los resultados de un análisis serológico (anticuerpos antigliadina desamidada, antitransglutaminasa y antiendomisio) en conjunto con los de una biopsia intestinal (linfocitos intraepiteliales) y la presencia de antígeno HLA-DQ2 o HLD-DQ8.

No se conoce a ciencia cierta la prevalencia de la enfermedad dado el amplio espectro de presentación de la misma y la falta de concientización del personal de salud sobre ella, pero se calcula que en nuestro país puede afectar a uno de cada 170 individuos, aproximadamente.

 


Referencias:

  • Barker JM, Liu E. Celiac disease: pathopysiology, clinical manifestations and associated autoinmune conditions. Adv Pediatr 2008; 55: 349-365.
  • Fasano A. Clinical presentation of celiac disease in the pediatric population. Gastroenterology 2005; 128: S68-S73.
  • NIH Consensus development conference on celiac disease. NIH Consens State Sci Statements 2004; 21: 1-23.
  • Catassi C, Fasano A. Celiac disease as a cause of growth retardation in childhood. Curr Opin Pediatr 2004; 16:445-449.
  • Sollid LM. Molecular basis of celiac disease. Annu Rev Immunol 2000; 18: 53-81.
  • Sollid LM. Thrsby E. HLA susceptibility genes in celiac disease: genetic mapping and role in pathogenesis. Gastroenterology 1993; 105: 910-922.
  • West J, Logan RF, Card TR y cols. Fracture risk in people with celiac disease: a population-based cohort study. Gastroenterology 2003; 125: 429-436.